CAGADA PRESIDENCIAL

 

 

 

G. Belay.- EA1RF.

11/09/14

 

 

 

“Pepe Manolo” es un escrupuloso secretario general de la URE, que como vengo diciendo, tiene una sartén pillada por el mango y no para de repartir sartenazos a todo aquel que osa decir o escribir algo que él entiende que incumple "sus" normas. Es un prodigio de inteligencia aplicada que incluso y como aviso a navegantes, en sus comunicados, advierte de que lo que él dice no se puede divulgar, y por si fuésemos tan torpes y analfabetos que no entendiésemos la lengua española, nos lo reitera en inglés, idioma que hemos de pensar todos que domina a la perfección. (Los rebuznos, sobre todo, tienen la misma fonética en español que en inglés).

Fernández, rey de la estulticia, le ha procurado la poltrona a ”Pepe Manolo”, probablemente porque no encontró otro voluntario entre los desguaces para trabajos específicos, de entre los 8.000 asociados que quedan, en previsión de que se produjesen más bajas descontroladas entre los cinco directivos y tuviese que convocar elecciones. Le ha dado una gorra y un pito, además de la sartén, y la ley del embudo como base de actuación. (¡Pobre URE!)

Resulta complejo exigir a los demás respeto por las normas mientras nada menos que quien se viene significando por el incumplimiento es quien preside la Asociación. Recordemos el sucio asunto de la utilización de la Cruz Roja y sus logotipos para unas actividades en las que no se contó para nada con la autorización de esta entidad, y, para colmo de cara dura se pedía descaradamente un precio por confirmar los contactos, y así, sin más, todo en nombre de la URE. Dicen, en español y en inglés, y con los sartenazos de rigor por si no lo entiendes a la primera, que el logotipo (rombo) de la URE no se puede utilizar sin la previa autorización de la entidad propietaria del mismo. Así que, a la hora de diseñar una QSL especial o un diploma, o el papel de carta, o la cabecera de una circular… hay que advertir, si eres asociado, que lo vas a hacer, y si no lo fueses, pedir autorización a quien dentro de la estructura jerárquica tenga atribuciones para consentirlo.

Creo, sinceramente, que así debe ser (sin necesidad de sartenazos ni de ampliaciones en inglés). Pero debe ser en relación con el logotipo de la URE, de la Cruz Roja, y del resto de logotipos que estén registrados por cada entidad titular de cada uno de las decenas y decenas que existen. Digamos que, si quieres ser respetado, empieza por respetar tú. Y, si estás imponiendo el orden a golpe de sartenazos, al menos, que los sartenazos sean para todos los que se salen del cauce, sin excepciones.

Así que, le sugiero, desde la modestia de esta “web”, a “Pepe Manolo”, que eche un vistazo a la información gráfica que acompaña a este “QRX…” y empuñe con firmeza el mango de la sartén para zascarle el sartenazo de rigor a su presidente, Fernández, rey de la estulticia, por utilizar el logotipo de la URE sin que conste en lado alguno que lo haya solicitado y fuese concedido, así como nada menos que el logotipo del Real Club Celta de Vigo, y venga en utilizar ambos en toda la parafernalia que simplemente conectándose a “QRZ.com” nos encontramos.

Si tal despliegue de logotipos no fuese suficiente para que se le cayese la cara de vergüenza al presidente de la URE, observemos que se postula como “QSL manager” del indicativo EG1CEL, y no hay que ser tan espabilados y dominar el inglés, como “Pepe Manolo”, para tener la certeza que los corresponsales enviarán las QSL, en su mayoría, vía URE. Así que, además de utilizar el logotipo de la URE, utiliza el tráfico de QSL (cuya nómina de empleados pagan todos los socios), activa una estación en Cantabria como si estuviese en Vigo, sin la más mínima advertencia al presidente de la sección ni posibilidad de que otros asociados de la URE o del Real Club Celta de Vigo (que sean radioaficionados) pudiesen haber optado a operar desde Vigo, EG1CEL, porque tal operativo no es de la URE ni del Celta, sino de un grupo de amiguetes. Y, reconociendo que están en su derecho a montar el chiringuito, en el momento en que no está abierto a todos los socios, en este caso de la sección de Vigo, ni se les ha dado opción a ser partícipes, no pueden hacer uso del logotipo de la URE (los del chiringuito) sin previa autorización, y esa autorización tiene que dimanar de quien tenga la atribución de concederla o de un acuerdo de junta directiva, ampliamente difundido entre los asociados, para evitar equívocos, tanto en la "web" oficial como en la revista... que tiempo hubo para hacerlo.

Las responsabilidades que se puedan derivar de utilizar el nombre y el logotipo de una sociedad anónima deportiva, me atrevo a pensar que sin ningún tipo de autorización, no son una bagatela, y la presencia del logotipo de la URE y la ausencia de una entidad que aparezca como organizadora y responsable del evento, pone a la URE en una situación crítica a la hora de una reclamación de daños y perjuicios. Y, recordaré, que el diploma (award por si no sabemos hablar español) incluye otra vez ambos logotipos e involucra a la URE que aparenta ser la propietaria y promotora del evento, así como las palabras de Fernandez, rey de la estulticia, en la última asamblea general advirtiendo sobre el uso, sin permiso, del logotipo de la URE.

No tengo nada contra la lengua de Sakespeare, pero al menos, si nos metemos en todo este “belén” y somos españoles y pretendemos promocionar la “marca España”, dejemos que sean los ingleses los que promocionen su “marca” y no hagamos el paleto pretendiendo que estamos promocionando España, obviando el español de forma tan descarada como vergonzosa. Ni en estos diplomas (que no es mala idea) ni en las advertencias de los comunicados de “Pepe Manolo”; y, recordemos que los correos son propiedad del destinatario y no de quien los envía. Si no quieres que lo que en ellos dices se divulgue, no los escribas ni los envíes.

Tiene que resultar muy complicado esto de repartir sartenazos y recordar constantemente las reglas del juego, a los demás, y meterse debajo de la mesa cuando las pruebas de vergonzosas y punibles conductas las protagonizan los presidentes de la URE y del Pleno, o el tesorero u otros que “juegan” al “poltroneo”.

 

(Volver a QRX...)