LA TRAMPA

28 enero 2016

G. Belay. EA1RF

 

En el foro del colectivo de los creyentes, bajo el indicativo de un tonto incauto, un pretendido listillo semi analfabeto e incapaz de hacer una “o” con un canuto, dirigente del referido colectivo, reproduce una foto de un tercero con una diana, componente de los creyentes pero no practicante, y le exige públicamente que explique por qué autorizó que se difunda esa fotografía, o en caso de que no lo hubiese autorizado, por qué lo consiente.

Si nos atenemos a lo que determina el artículo 7 de la Ley Orgánica 1/1982, de 5 de mayo, de protección civil del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen, resulta:

“Tendrán la consideración de intromisiones ilegítimas en el ámbito de protección delimitado por el artículo segundo de esta Ley:
5. La captación, reproducción o publicación por fotografía, filme, o cualquier otro procedimiento, de la imagen de una persona en lugares o momentos de su vida privada o fuera de ellos, salvo los casos previstos en el artículo octavo, dos."

Y el artículo 8-2 establece:

"En particular, el derecho a la propia imagen no impedirá:
a) Su captación, reproducción o publicación por cualquier medio cuando se trate de personas que ejerzan un cargo público o una profesión de notoriedad o proyección pública y la imagen se capte durante un acto público o en lugares abiertos al público.
b) La utilización de la caricatura de dichas personas, de acuerdo con el uso social."

El no practicante es presidente de una sección local del colectivo de creyentes, vicepresidente de un consejo territorial, y miembro de la asamblea general del tantas veces mencionado colectivo. Por lo tanto, ejerce no uno sino tres cargos de evidente proyección pública en el ámbito en el que se mueven los ciudadanos interesados en las actividades, tanto de los creyentes como de los herejes que, extramuros, disponen de otro foro para difundir sus opiniones, amén de alguna que otra “web” irreverente y totalmente descontrolada por la curia pero harto visitada, con riesgo de excomunión, por muchos de los fieles creyentes de aparente piadoso cumplimiento de la moral que predican.

Si el sujeto de la foto y de la diana ejerce cargos de proyección pública en el piadoso ambiente de creyentes que he expuesto, nadie que quiera utilizar su imagen viene obligado a pedirle autorización para hacerlo, ni tampoco de su caricatura o de cualquier otro uso social que se tercie, como pueda ser la diana, como expresión de que es uno de los varios señalados como inmediatas víctimas de excomunión fulminante a la mínima que se descuide.

El problema es que en este ambiente de creyentes alguno de los que componen la curia ya digo que no sabe hacer una “o” con un canuto, por ser semi analfabeto, pero es, además, incapaz de mantenerse en la poltrona sin intervenir en los debates del rebaño de ovejas, y se sospecha que lo hace bajo el indicativo o nombre de un pobre diablo. Así que, desde su condición de semi analfabeto incapaz de hacer una “o” con un canuto, se le ha ocurrido pedir públicamente explicaciones, como al principio expongo, al tercero de la diana, añadiendo a la petición la foto del infrascrito con la mentada diana. El tal en cuestión, en vez de ser oveja humilde y creyente, respondió, siempre en el foro oficial del piadoso colectivo, con una medio amenaza de acudir a sede judicial denuncia en ristre contra el pobre diablo que permite que el del canuto escriba en su nombre. Lógico que le entrase una diarrea preventiva y se fuese raudo y veloz a advertir al del canuto de la situación en la que se encontraría, y el semi analfabeto que no sebe hacer una “o” con un canuto, no tuvo mejor idea que, desde la ventaja que dispone como miembro de la curia, acceder al foro y borrar todo sin dejar rastro ni dar explicaciones, fotografía incluida.

Como en este tipo de colectivos piadosos lo normal es que se abuse de los creyentes por su normal falta de conocimientos, además de manipular el foro oficial, se buscó un “nick” para participar en el foro de los herejes, y pretender desde la cobardía del anonimato, que yo, que precisamente firmo todo lo que escribo con mi nombre o con mi indicativo, le procure una explicación del porqué, la foto del sujeto creyente pero no practicante, fue borrada –según dice- y el porqué, pues urde una trama que viene a consistir en que, una vez que en el foro de los creyentes se difundió la foto con la diana, yo la he hecho desaparecer de mi irreverente “web” para que el creyente no practicante pudiese, seguidamente, advertirle al pobre diablo que le prestaba su nombre para escribir, que lo iba a denunciar por eso de la Ley 1/1982, y por lo tanto, le habíamos tendido una trampa.

En lo que a mi respeta, lo que haga el creyente no practicante me la trae al fresco. No existe. Pero esto no quiere decir que no me haya percatado de que, en breve, en el colectivo piadoso de creyentes habrá cónclave, y por un lado éste, y por el otro el semi analfabeto que no sabe hacer una “o” con un canuto, aspiran a lo mismo, que no es otra cosa que sentarse en la poltrona que otrora se hubiese sentado, dicen, la “papisa Juana”, excelsa folladora que se hizo pasar por fraile, trepó hasta arriba de todo, y acabó pariendo en medio de una procesión en una calle de Roma. Así que estos dos ya están en campaña electoral, y uno por mantenerse al menos en la curia, y el otro por empezar a trepar como la papisa Juana, han inaugurado el periodo de navajazos diversos, pretendiendo meter a otros –como sería mi caso- en medio de la barriobajera reyerta.

Pero ¿hay o no hay trampa? ¡Claro que sí!

El semi analfabeto que no sabe hacer una “o” con un canuto, desde la curia de piadosos creyentes, es el responsable de dar fe de los documentos, y que se sepa, al menos en dos juzgados, hay documentos pretendidamente capturados del foro oficial de los creyentes en los que se pretende acreditar lo “malos” que son algunos de los herejes, documentos que no tienen otro valor y otro fin que crear confusión en los juzgadores tratando de distraerlos de la sustancia juzgada, y que no reparen en los argumentos de las otras partes. Están tan acostumbrados a la impunidad, que no se cortan un pelo, incluso en basar sus cagadas a la hora de llevar a cabo notificaciones, en “la forma tradicional” en que se viene haciendo. ¡La rehostia! Y nunca mejor dicho. Que yo sepa, y algo debo de saber tras casi 18 años de “papado”, las notificaciones en ese colectivo se hicieron siempre por correo certificado con acuse de recibo.

Pero la trampa no es que el creyente no practicante se la haya tendido al tonto incauto, sino que se la tendí yo, directamente, al semi analfabeto que no sabe hacer una “o” con un canuto, que apenas se enteró de que estaba tocando la corneta, fue como ya dejo dicho, raudo y veloz a corregir, a borrar lo escrito (¿por él o por el tonto incauto?) del foro de los creyentes, con lo cual quedó patente su capacidad para manipular todo lo que en ese foro se pueda escribir, y que este hecho supone una nueva cagada de pato patagónico (cada pisada una cagada) porque la persona que tiene la atribución de certificar la autenticidad de un documento del colectivo de creyentes, es la misma que dispone de herramientas para acceder al foro y manipular los textos de terceros usuarios. Y, además de poder hacerlo, ha quedado demostrado que lo hace.

Esa era la trampa.

(Volver a QRX...)